miércoles, 16 de julio de 2014

LA PEÑA SUSARÓN


La Peña Susarón.

Esta peña que se alza en la Cordillera Cantábrica. Es la primera elevación importante que encontramos si subimos por el valle del Porma. Hace años su falda estaba rodeada de pueblos, siendo los más importantes Vegamián por el sur, que se encuentra sumergido en el embalse del Porma, y Puebla de Lillo por el norte, que es el único que sobrevive, ya que Camposolillo y Utrero que están en la falda de peña y aunque están al borde del agua, se encuentran abandonados desde que se llenó el embalse.

También está a la izquierda de la peña sobreviven Valdehuesa y Rucayo que se encuentran algo más separados y a los que se accede por un desvío antes de pasar el muro del embalse y que que no tiene salida. De esta zona ya hablamos en otra entrada anterior.


Panorámica desde la zona de Valdehuesa

La Peña Susarón y Utrero a la derecha de la foto

Nos encontramos pues en el valle del Porma y nos dirigimos hacia esa Peña, que para nosotros es una de las más fotogénicas por el entorno en que se encuentra, ya que con sus 1.878 m parece alzarse solitaria entre las otras que la rodean.

Panorámica tomada por encima de Solle

Una vez pasamos el muro del embalse se puede ver el estrechamiento que forma la Peña Armada y las estribaciones de la Peña Susarón, ese punto se conoce como el Paso del Porma, y para nosotros es como el paso hacia una zona en que encontramos todo lo que nos gusta fotografiar, por lo que muchas de nuestras salidas se dirigen hacia allí.


Aquí está presente toda la fauna leonesa, desde pequeños insectos a los grandes mamíferos, y lo mismo ocurre con la flora, pues tenemos desde una gran variedad de orquídeas y hongos, hasta maravillas como el Pinar de Lillo y los hayedos.

 Lytta vesicatoria

Pareja de venados

Himantoglossum hircinum. Una de las orquídeas típicas de la zona

Amanita muscaria 

Pinus sylvestris

Pequeño hayedo en el valle del Pinzón

Son varias las entradas que hemos dedicado a esta zona de la montaña leonesa comprendida entre el embalse del Porma y los puertos de Las Señales y San Isidro, así que esta entrada la dedicaremos a lo que debía haber sido el prologo de las anteriores, ya que por aquí es el acceso principal a la Reserva de Mampodre que está dentro del Parque Regional de Picos de Europa.

Panorámica tomada por encima de Lillo. La Peña Susarón queda a la derecha

Panorámica del valle de Valporquero entre el valle del Curueño y el del Porma

Como decía al principio nada más entrar al embalse vemos la Peña Susarón al fondo, y si el día está claro y sin aire podemos disfrutar de los reflejos que se producen sobre el agua a lo largo de toda orilla.
  


Para llegar hasta la Peña tendremos que rodear el embalse, pero antes de pasaremos por delante de la Peña Armada (a la derecha de la foto anterior) que es el punto más alto de una de las penínsulas que parece partir en dos al embalse de Vegamián y que se encuentra situada frente a lo que fue el pueblo de Lodares.

Ruinas de Lodares

En esta pequeña península que además de la peña cuenta con praderas en su parte baja, y un pequeño bosque de robles hay establecido un gran grupo de Rebecos.

El grupo de Rebecos casi al borde del agua




En la época de berrea, los bramidos de los Venados se oyen por todo el monte que rodea a esta peña.  


Un poco más adelante y nada mas terminar de pasar la zona embalsada, cruzamos el río Porma. Ya estamos bajo la Peña Susarón. Como esta entrada la vamos a dedicar a la falda sur tomaremos la carretera vieja hacia Camposolillo.



Dependiendo de la época del año el embalse puede llegar a las casas de estos pueblos abandonados.

Casas de Camposolillo

Esta cueva entre Camposolillo y Utrero. Una gran parte del año está bajo varios metros de agua

Aquí fotografiamos sobre todo mariposas, una de nuestras pasiones, ya que es una zona en la que abundan los Lepidópteros, y además es una de las zonas en que la “Apolo” (Parnassius apollo) a pesar de su escasez es relativamente fácil de ver. 





Pero por aquí encontramos además representantes de todas las familias de Rhopaloceros. Aquí va una pequeña presentación de algún ejemplar de cada grupo. Siguiendo con el grupo Papilionidae, al que pertenece la Apolo, estos son los otros dos representantes de esta familia presentes en esta zona. 

 Papilio machaon

Iphiclides feisthamelii

Seguimos por los del grupo Ninphalidae que posiblemente sea el más numeroso:

 Argynnis pandora

 Aglais urticae

 Apatura iris

 Inachis io

Argynnis aglaja

Estos que viene a continuación pertenecen al grupo Pieridae:

 Aporia crataegi

 Colias crocea

 Anthocharis cardamines

Gonepteryx rhamni

Hay otros grupos numerosos: los que pertenecen al grupo Lycaenidae:

 Lycaena virgaureae

 Plebicula dorylas

 Celastrina argiolus

Lycaena alciphron

Al grupo Satyridae :

 Satyrus actaea

 Erebia palarica
 Coeonympha arcania

Melanargia lachesis

Y al grupo Hesperiidae del que os mostramos los cinco magnificos. Son prácticamente iguales y las diferencias hay que buscarlas en las antenas, pequeñas diferencias color y forma de los punteados de las alas, así como pequeñas variaciones del tamaño.

 Hesperia comma (punteado de las alas blanco)

 Ochlodes venatus (manchas naranjas grandes en las alas)

 Thymelicus acteon (Punteado de las alas anaranjado)

Thymelicus sylvestris (Las mazas de las antenas de color leonado. No tiene punteado en las alas)

Thymelicus lineola (Las mazas de las antenas de color negro. No tiene punteado en las alas)

Para terminar este pequeño resumen nos queda un grupo Riodinidae, del que hemos conseguido fotografiar aquí a su único representante en Europa, se trata del "Perico" Hamearis lucina

Hamearis lucina

Hasta aquí una pequeñísima representación de las mariposas diurnas, merecedoras de una entrada aparte que prepararemos con muchas mas especies tanto de Rhopaloceros como de Heteroceros, Heteroneuros, y otros insectos. 

En cuanto a las aves, las rapaces son las más llamativas, y las más grandes como Buitres y Alimoches son relativamente fáciles de ver.



También aquí hemos tenido la suerte de fotografiar a éste Águila calzada haciendo un picado y capturar al lagarto que lleva entre sus garras.


Hemos fotgrafiado también a este Águila culebrera en el entorno de la Peña Armada.


Ratoneros y Milanos son también frecuentes en la zona.



Como suele decirse, la cigüeña lleva anidando en las ruinas del campanario de la Iglesia de Camposolillo toda la vida.


Lavanderas, colirrojos, gorriones, jilgueros, golondrinas….. y el resto de pequeñas aves comunes en toda la provincia viven también en esta zona, pero para nosotros los más representativos son los Escribanos, ya que por aquí es frecuente ver a dos de los más llamativos, el Escribano cerillo (Emberiza citrinella) y el Escribano montesino (Emberiza cia).

 Escribano cerillo

Escribano montesino

En la zona embalsada suele haber entre otros, Cormoranes, Garzas reales, Somormujos, y Azulones, y en la desembocadura del río al embalse pueden verse también los Mirlos acuáticos.

 Cormorán

Garza real

Somormujo lavanco

Azulones

Mirlo acuático

Descomunales Carpas y Truchas, que son de las más grandes de León, pueblan las aguas embalsadas.


Esta claro que la foto siguiente fue una casualidad, pero puede verse a la derecha el "bichito" (una carpa) que salta fuera del agua.


En enero de este año tomamos estas fotos siguientes con enormes truchas frezando unos metros por encima del agua embalsada. Puede verse la zona que tenían limpia donde estaban realizando la freza.





Hasta aquí se puede decir que hemos llegado a la puerta de este enclave, ya que lo mejor comienza a partir de aquí, pero eso serán otras historias que iremos añadiendo más adelante.

Hasta la próxima.


No hay comentarios:

Publicar un comentario